CabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabeceraCabecera
9
ago
2010
2

Domine Quo Vadis?

Cuando uno emprende viaje, sue√Īa con unos de esos d√≠as perfectos en los que todos los factores est√°n a tu favor…
√Čsto es lo que nos ha sucedido en estos tres d√≠as rodando por los infinitos bosques de la V√≠a Claudia Augusta y atravesando el Reschen Pass para cruzar la frontera italiana.

Desde que salimos de la localidad austriaca de Prutz, hemos dejado atr√°s las inc√≥modas lluvias. La V√≠a Claudia se nos ha presentado luminosa, como esperando nuestra presencia, una v√≠a que¬† se empez√≥ a construir en el a√Īo 15 a. C.¬†por Druso, que siendo un joven jefe militar, hijo adoptivo del emperador Augusto, dirig√≠a la campa√Īa militar en N√≥rico, actual Austria. Fue ampliada y terminada en el a√Īo 47, por orden del hijo de Druso, el emperador Claudio, del cual el camino tom√≥ el nombre.

En la imagen, restos de la antigua calzada.

El paso que divide las fronteras austriaca e italiana se llama Reschen Pass, pero antes tuvimos una anecdota muy curiosa. Lo que no sab√≠amos es que antes de cruzar el Reschen Pass, hab√≠a que cruzar unos 12 kms por territorio suizo. Cuando ya cant√°bamos el “oh, sole mio” de Pavaroti y empez√°bamos a salivar el “fruti di mare”, pregunt√°bamos en un peque√Īo pueblo para asegurar la ruta y no pod√≠amos entender el italiano ni una sola palabra, en seguida preguntamos para confirmarnos que est√°bamos en Suiza, nos hab√≠amos “salido literalmente del mapa”, no podiamos para de reir…

Una vez, por fin en Italia, los paisajes alpinos continuaban y descend√≠amos satisfechos por entrar en un nuevo pa√≠s en bicicleta, los paisajes monta√Īosos nevados y los lagos de un verde turquesa nos invad√≠an, los pueblos se suced√≠an cada vez m√°s pintorescos y nos costaba elegir el lugar para descansar esa noche, era como si no quisi√©ramos que terminara la jornada.

El recorrido era favorable así que decidimos continuar hasta que el sol cayera.


Entramos en San Mart√≠n, una aldea para coger agua de una fuente y comer algo, un lugare√Īo nos preguntaba “se√Īor ¬Ņd√≥nde vais?, nosotros nos miramos y respond√≠mos que no lo sab√≠amos, quiz√°s a Merano o Bolsano o quiz√°s Venecia, nos recomend√≥ San Valentino para dormir y all√≠ nos dirigimos.

M√°s tarde, reflexionando sobre el ¬Ņd√≥nde vais?, nos dimos cuenta que el mejor destino era el que est√°bamos cruzando en ese mismo instante, sin esperar otro, sin mirar m√°s alla de lo que alcanzaba nuestra vista, como dice la canci√≥n “Amar la trama m√°s que el desenlace…” porque Domine quo vadis?.


Desde San Valentino(en la imagen abajo) y en dirección a la ciudad más bella del Mundo, Venecia, toda nuestra energia.


VIAJAMUNDEANDO

Tagged as: Italia
Comentarios (2) Trackbacks (0)
  1. Carlos Chacón
    20:00 on agosto 10th, 2010

    Hola chicos,
    Yo, que soy un gran sic√≥logo del alma humana, noto a la legua que NO est√°is disfrutando del viaje. Es una pena, si supi√©rais lo agradable que es vivir bajo 36 grados a las diez de la noche… En f√≠n, los afortunados os mandamos muchos besos, no desesper√©is, alg√ļn d√≠a volver√©is… ¬Ņno?

  2. Tita M.
    19:48 on agosto 12th, 2010

    Yo que conozco esos lugares comprendo que os este gustando tanto. si teneis oportunidad , visitar Barchis, es precioso sobre todo la carretera desde Aviano escarpada en la montania y bordeando un rio de aguas turquesas. Mis recuerdos a Venezia, y no olvideis visitar La Judeca.

Dejar un comentario

No trackbacks yet.